¿Cuál es la diferencia entre injurias y calumnias?

injurias y calumnias

En los medios se suele ver frecuentemente que alguien amenaza a otro con presentar una querella por injurias y calumnias. Muchas personas no tienen claro que significan ambas o bien tienden a confundirlas a veces, es por eso que aquí vamos a explicar de una manera simple que son.


Las injurias son todo acto que lesione la honra, o deje en descrédito o simplemente menosprecie a otra persona, incluída la imputación de un delito. Para que exista el delito, la persona que injuria debe tener el ánimo de injuriar, es decir, no basta que la víctima se sienta injuriada. Por ejemplo, si un periódico titula en primera plana «El presidente se orina en la cama de noche» existe un ánimo de descrédito y de lesionar la honra del presidente. Orinarse en la cama no constituye un delito. La injuria puede ser verdad o mentira, lo central es que tenga el ánimo de injuriar y sea objetivamente una ofensa para la victima.

Las calumnias son las imputaciones falsas que se le hacen a una persona exclusivamente con respecto a un delito. Esta imputación debe ser siempre constitutiva de delito y además falsa. Por ejemplo, «El presidente golpeó a su mascota preferida», esto cae dentro del delito de maltrato animal pero resulta que el presidente no tiene mascotas por lo que la acusación es totalmente falsa.

A veces sucede que las personas o los medios de comunicación hablan de injurias y calumnias como si fueran una misma cosa, por ejemplo dicen «se presentará una querella por injurias y calumnias en contra de…» cuando en realidad se refiere a una injuria o a una calumnia. Sin embargo, también ocurre frecuentemente que se presentan estas 2 acciones juntas, por lo que es uno quien debe estar atento a descifrar lo que realmente se quiere decir.


Entradas relacionadas

Deja un comentario

Su correo electrónico no será publicado.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.